Caifanes ¿Los últimos sobrevivientes de la época pasada del rock?

El rock mexicano se ha visto marcado por bandas importantes como lo son La maldita Vecindad, Santa Sabina, Las víctimas del doctor cerebro, Los amantes de Lola, por mencionar algunas, sin embargo existe una banda que logró fusionar los sonidos folclóricos de un México prehispánico, con el sonido de rock, que además mezclo la poesía y la música para regalarnos joyas del rock nacional, la banda de la que hablo es Caifanes.

Saúl Hernández, fundador y compositor de la banda cumple 54 años de vida, llenando nuestros oídos con letras y música bien ejecutada, con una atmosfera ochentera, que logra hacerte bailar, cantar y dedicar canciones que cuentan historias de amantes con temor a amar, con adioses de una vida que se esfuma y con recuerdos de sonidos de la infancia.

El repertorio de Caifanes va más allá de La célula que explota, mantenme porque me muero o la negra Tomasa, si bien son canciones con una buena letra para poder cantar en las fiestas, existen otras canciones que retratan la poesía que poseen estos genios del rock mexicano, aquí algunas mencionamos algunas.

El primer disco de Caifanes vio la luz en el año de 1988, titulado con el mismo nombre de la banda; este disco contiene piezas místicas, llenas de  canciones increíbles, uniendo el rock con los sonidos místicos, que caracterizarían a la banda a lo largo de su carrera.

“Te estoy mirando”, es la segunda canción que alberga el disco, una canción que habla sobre intentarlo y no quedarse con las ganas, de arriesgar todo, de un amor que está dispuesto a todo. Con un ritmo bailable, pegajoso y una letra simple, pero que transmite un sentimiento de “enamoramiento”.

“Empújame, al abismo que hay en ti
Atrévete a hacer historias, junto a mí
Enséñame, las cosas que nunca entendí”

Existen canciones que hablan sobre el interés que tenemos sobre una persona cuando estamos enamorados, todo lo que estamos dispuestos a pasar por estar a lado de esa persona que nos hace sentir como ninguna otra, estamos dispuestos a esperar, a escuchar, a vivir y a sentir, aunque la otra persona le importe un carajo.  Saúl Hernández lo demuestra cantando “Cuéntame tu vida”.

“Esa angustia de tener seco el corazón
Cuéntame algo, que si no voy a enloquecer”

 “Nada”, es la canción con la que cierra este discazo, el sonido de la canción te transporta a una atmosfera melancólica, triste, la parte instrumental del final logra concluir de manera satisfactoria este primer disco de Caifanes, una letra corta pero con un significado especial.

P. D. Esta canción fue escrita por Diego Herrera.

“Tus palabras, me han rasgado ya la piel
No lo grites, ¿para qué?”

Ya era el año de 1990 y Caifanes nos regaló un Volumen II, y dentro de este venía incluida una canción que retoma esos sonidos como salidos de un ritual azteca, mezclado con guitarras y  una voz poética que recita una letra que según los fans tienen una opinión dividida de la canción, mientras muchos sostienen que la canción está dedicada a una prostituta, otros afirman que es una canción de desamor, de amores imposibles, sin embargo cada quien puede darle la interpretación que desee, sólo hace falta que lean un fragmento de una de las estrofas y ustedes saquen su conclusión.

“Quiero romper el cristal
Que empana mi cuerpo confuso, difuso.
Muerdo historias humanas
Que nunca han sido comprendidas, olvidadas.”

En 1992 llegó el tercer álbum de la banda llamado “El silencio”, y de ahí desprende esta canción llamada “Nos vamos juntos”, una canción que retrata la codependencia emocional que muchas veces se llega a dar en las relaciones afectivas, la dependencia de estar con una persona, de mantenerla a tu lado y querer que este, esté bien  sin importar el bienestar propio.

“Vamos a abrazarnos
a crecer en paz
vamos a olvidarnos de flagelarnos
para querernos”

La discografía de Caifanes es amplia, encasillarnos en elegir sólo una canción para hablar de la genialidad de la banda, es limitarnos, sin embargo este es sólo un empujoncito para que se adentren un poco más en la poesía ejercida por el señor Saúl Hernández y la sublime ejecución de instrumentos por parte de la banda.

Comentarios

comments

Yet Autor